Recuerdo mi primera vez con el surf por allá por el 2013, en Montañita, Ecuador. 

Habíamos ido de vacaciones con mi grupo de 5 amigas argentinas de la universidad, y dos de nosotras decidimos tener nuestra primera clase de surf.

En ese entonces yo hacía skate y longboard sobre ruedas, y soñaba con poder hacer lo mismo pero en una ola.

Con mucha emoción me preparé para mi clase de surf, me dieron una tabla que duplicaba mi tamaño. 
La clase fue de unas 2 horas, practicamos durante 30 minutos en la arena cómo pararnos, cómo remar, normas de seguridad, etc.

Te recomiendo que escuches con atención la teoría, porque suele pasar que la ansiedad y emoción por ya meterte al agua y surfear tu ola, te desconcentren.

En este post te dejo algunos tips y normas de seguridad a la hora de surfear.

primera vez con el surf
Ahí estamos con Luci, listas para la clase teórica.
Foto: Guada 🤍. @guadivg

Y luego de media hora de clase teórica…
Al agua pato!

El profe fue conmigo al agua, ayudándome con ese tablón.

Estaba bastante nerviosa y tenía miedo de cargar esa tabla gigante o golpearme con ella. Creo que uno de los miedos más comunes al empezar a surfear es a golpearnos con la tabla, ¿te pasó? 

Si recién estás aprendiendo a surfear y tenés miedo de golpearte con la tabla, te tengo una buena noticia: ese miedo se te pasará pronto y la tabla pasará a ser tu mejor amiga.

De hecho, en este post te cuento cómo superar el miedo a golpearte con la tabla.

No puedo negar la taquicardia que tenía y la emoción linda al mismo tiempo.

Durante 24 años viví en Argentina, lejos del mar, al cual solo fui 5 veces de vacaciones. Por lo que me daba un poco de nervios y cada ola que pasaba me noqueaba, yo sentía que ese día la potencia del agua estaba fuerte.
Vaya a saber si era así, ahora que realmente sé lo que es la energía del agua.

En fin, me subí a la tabla, el profe ya me había posicionado de cola a la ola y cuando vino la siguiente me dijo: rema! y empujó la tabla.
Recuerdo haber remado unas brazadas y me paré en la primera.

WOOOOW.

Una sensación indescriptible.

Ya estaba surfeando!!

Después me vi en fotos y lo que yo sentía se veía totalmente distinto. Eso sigue sucediendo hasta el día de hoy, jaja!

En mi mente la ola era grande y fuerte, y yo iba con todo el estilo surfeando como buena pro y mi ola duró muchísimo. Porque cuando agarras tu primera ola, el mundo se para, y los segundos parecen minutos.

Abajo les enseño la foto, y claramente se me puede ver en una ola diminuta, con los brazos en posición de pájaro, y si hubiera tenido un video apuesto a que fueron 5 segundos parada en la tabla.

Pájaro style
Foto: Guada 🤍 – @guadivg

Mi clase de surf valió totalmente la alegría.

De hecho, no puedo evitar emocionarme y reírme al revivir este momento de 7 años atrás.

Les deseo esta felicidad todos los días de su vida.

Después de esa ola, me quedé en el agua como 1 hora y media practicando. Yendo con la tabla hasta mi pico (donde estaba el profe) y volviendo parada en la tabla.

Me caí muchas veces, porque ponía las manos muy cerca del rail (borde de la tabla) y me resbalaba. Hasta que el profe me explicó y entendí que tenía que poner las manos más al medio, debajo de mis hombros, como una flexión de pecho.

Es un hábito normal, al principio, querer agarrarnos del borde. A pesar de las caídas, se vuelve una adicción y querés otra ola y otra ola, hasta lograr tener esa sensación única muy parecida a volar sobre una alfombra mágica.

Aquí muy motivada en busca de mi siguiente ola:

primera vez con el surf
Foto: Guada 🤍 – @guadivg

Les puedo asegurar que después de 2 horas haciendo este ejercicio super exhaustivo, todas sabemos que el surf es un ejercicio de la ostia, quedé muy satisfecha, cansadísima pero feliz. 

Luego de disfrutar del atardecer mágico de Montañita, volvimos al hostel a bañarnos y no tenía fuerzas en los brazos para llevarme el shampoo a la cabeza!

primera vez con el surf
Foto: Guada 🤍 – @guadivg

Una de las mejores experiencias de mi vida.

¿Cuándo fue la última vez que hiciste algo por primera vez?

Si todavía no tuviste tu primera experiencia de surf, te invito a que lo hagas. Te prometo que no te vas a arrepentir.

Y si ya surfeas, sabes de lo que estoy hablando, y te invito a que surfees una playa nueva, que te saque de tu zona de confort y te presente nuevas amigas surfers.

Acá en Ecuador las espero con ansias.

Nos vemos en el agua!

Un abrazo,

Iva.

You might also enjoy:

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×